domingo, 14 de diciembre de 2014

TARTA DE OREOS

Hola de nuevo !!!
Hoy os traigo una tarta deliciosa que he tenido que hacer varias veces por el tremendo éxito que ha tenido. Hasta he pillado a Alberto hincándole el diente (y eso que a él SÓLO le gusta el CHOCOLATE).
La receta original la saqué  del libro: Objetivo Tarta Perfecta, de Alma Obregón, aunque yo le he hecho algunas modificaciones.

La primera vez que la hice fue para el cumpleaños de Salva


La calidad de la foto es regulera porque la tuve que hacer en la cocina y de noche, para que Salva no la viera.
Luego la volví a hacer pero versión Jalogüin para el cumpleaños de una amiga de Lucía. Por cierto, pasamos un día estupendo en Martos y a todos les encantó la tarta.

versión Jalogüin para Paula

El bizcocho es un Victoria Sponge Cake al que le añadí unas cuantas oreos troceadas y emborraché con almíbar.
Para el relleno y cobertura utilicé una buttercream de queso a la que añadí la parte negra de las oreos pulverizadas con la Thermomix.

TARTA DE OREOS VERSIÓN TEISA

INGREDIENTES

(1)Bizcocho (medidas para 3 moldes de 20 cm, ya sabes que yo uso los de aluminio de Mercadona):

300 g de harina con levadura, tamizada
300 g de azúcar
300 g de mantequilla
4 huevos tamaño XL
150 ml de leche entera
2 cdtas de vainilla en pasta
10 oreos troceadas

(2) Almíbar
100 g de azúcar
100 ml de agua
1 cdta de vainilla en pasta o esencia de vainilla

(3) Buttercream de queso y oreos:

125 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
300 g de azúcar glass
125 g de queso crema (tipo philadelphia) que NO SEA LIGHT
3 cucharadas de leche
15 oreos (sin la parte blanca)  trituradas y tamizadas

mini-oreos para decorar

PREPARACIÓN:

En primer lugar preparamos los bizcochos, siguiendo las instrucciones de la entrada de Victoria Sponge Cake (pinchad aquí)

Mientras se hacen los bizcochos preparamos el almíbar poniendo todos los ingredientes a hervir en un cazo.

Una vez listos los bizcochos, los sacamos del horno, pinchamos con una brocheta por varios sitios y los pintamos con el almíbar. Dejamos enfriar sobre una rejilla.

Una vez fríos, mejor al día siguiente, desmoldamos y pulimos para que están más o menos iguales.

Preparamos la crema: En primer lugar, batimos la mantequilla con el azúcar glass tamizado y la leche, a velocidad media unos 2-3 minutos. A continuación añadimos el queso crema y la esencia de vainilla, batiendo a velocidad progresiva hasta que la mezcla esté cremosa y homogénea. Pulverizamos y tamizamos las oreos y se las añadimos a nuestra crema, mezclando con movimientos envolvente con la espátula.

Rellenamos y decoramos nuestra tarta como más nos guste.

Y a coméeerrrselaaaa que está muy ricaaaaa!!!!

NOTAS Y TRUQUILLOS:

Como siempre os digo, es fundamental que estén todos los ingredientes del bizcocho a temperatura ambiente, la mantequilla ablandada pero ni se os ocurra meterla en el microondas para acelerar el proceso!!!
El azúcar glass debe ser el comercial, no vale pulverizar azúcar blanquilla con la thermomix porque el resultado no será el mismo
El queso crema sí que debe de estar frío. Además la tarta y la crema sobrantes deben conservarse en el frigorífico
Si no tenéis vainilla en pasta ya sabes que podes usar azúcar avainillado, esencia de vainilla o incluso raspando el interior de una vaina de vainilla
Mejor hacer el bizcocho el día de antes y pulirlo y rellenarlo al día siguiente para que asiente la miga y no se nos desmenuce
Con esta crema también podéis cubrir cupcakes, están buenísimos


2 comentarios:

TARTA DE ZANAHORIA

La tarta que hoy os traigo es quizá una de las recetas "más sanas" dentro de lo que se le puede pedir a una tarta... lleva manzana...